Cómo enfrentar una evaluación o entrevista laboral

Se pueden entregar bastantes recomendaciones al momento de acudir a una Entrevista laboral. Paula Díaz Munizaga, Socia y Psicóloga Laboral de Ekilibrio Consultores, especialista en Hunting y búsqueda de talentos, entrega varias consideraciones a tener presente al enfrentar este importante momento:

El objetivo principal de la entrevista es descubrir en cada postulante sus competencias subyacentes, que nos muestran cómo se comporta o piensa, y cómo podemos predecir la conducta en una amplia variedad de situaciones y tareas de trabajo.

Es importante que el candidato sepa cómo enfrentar esta situación, antes, durante y después de la entrevista. Teniendo siempre presente que la presentación y redacción de su Currículum Vitae serán parte de su evaluación al igual que el comportamiento que presente durante la entrevista.

Las metodologías de la entrevista pueden ser diversas; Individual, Grupal, Assesment entre otras.

Recomendaciones:
1. El Currículum Vitae es nuestra carta de presentación. Debe ser claro en lugares, fechas y ocupaciones; por lo tanto es imprescindible que tenga un registro preciso de los acontecimientos más relevantes de su historia laboral, priorizando en el orden de redacción desde lo más reciente a lo más antiguo. Es recomendable que el CV tenga una extensión máxima de 3 carillas.

2. La presentación personal debe ser adecuada a la situación. En la actualidad ya no es necesario que los postulantes se presenten con chaqueta y corbata, pero que su apariencia demuestre preocupación, por lo que no es recomendable acudir de manera informal, como por ejemplo con blue jeans o zapatillas.

3. Si al momento de ser contactado para la entrevista, se le entrega el nombre de la empresa a la que postula, se recomienda buscar en Internet o leer acerca de ésta, es una muy buena manera de demostrar interés. Le servirá para saber antecedentes de dicha empresa, además de poder preparar mejor su entrevista.

4. Siempre es importante avisar en caso de algún inconveniente que no le permita asistir a la evaluación programada.

5. En algunas ocasiones los Head-hunter no revelan al candidato el nombre de la empresa que los ha contactado. Frente a esta situación deben tener paciencia, pues es normal que no se les revele el nombre hasta que asistan a la primera entrevista en la oficina del cliente.

6. Durante el proceso de entrevista, se debe responder de manera clara y precisa. Mantener una postura corporal acorde a la situación, todo aporta para la elección del candidato idóneo.

7. Dentro la evaluación, es recomendable que el candidato escuche y permita que el evaluador direccione la entrevista, él debe preguntar. En el caso de quedar con alguna duda, el candidato puede plantearla al final del proceso, cuando el evaluador le pregunte si tiene alguna duda, si no le preguntan, puede indicar que le queda una duda y plantearla.

8. Nunca hablar mal de otra persona, eso instala un mal precedente al momento de seleccionar el talento humano, eso genera desconfianza al interlocutor.

9. La comunicación debe ser clara, amena y precisa, no extenderse en demasía, ni tampoco ser escuetos en las respuestas. Si se enfrenta una pregunta que no comprende, solicite repetición, no hay nada de malo en pedir que le repitan la pregunta, es importante que le quede claro y sea lo más honesto posible en entregar su respuesta.

10. Siempre tener claridad de la motivación por conseguir el puesto al que postula, y cuál puede ser el aporte o valor agregado que el candidato puede ofrecer para el puesto de trabajo y la Compañía.

Para finalizar, es imprescindible mencionar que actualmente la mayoría de las empresas solicitan referencias laborales; por lo cual es muy importante indicar, en lo posible, la referencia del último trabajo, de no ser posible, el anterior. De preferencia entregar los teléfonos fijos y celular de quién fue su Jefe Directo. No es bien visto entregar datos de familiares, de amigos o de quienes hayan sido sus pares.

Comments are closed.